Bremen es una pequeña ciudad del noroeste de Alemania, a orillas del río Weser, cuyo centro se puede recorrer en un día. Nosotros aparcamos a las afueras y escogimos la bici para pasear por esta ciudad. Aquí hemos estado un día como parte de nuestro roadtrip en nuestro paso por Alemania. ¡No te pierdas lo que puedes ver en Bremen en un día!

Aparcamos a las afueras y atravesamos el puente Wilhem-kaisen para llegar a la plaza del mercado de la ciudad. Aquí está la catedral de San Pedro de Bremen, iglesia evangélica del siglo XI. Siguiendo las líneas del tranvía llegamos a la biblioteca, muy original, donde paramos para calentarnos un poco.

Bremen – Puente Wilhem-kaisen, Iglesia de San Pedro y Biblioteca

Cruzando el río está la bonita estación de tren (hauptbahnhof). Desde aquí vemos a un montón de hinchas del Werder Bremen, con sus gorritos verdes cuan duende de bosque, que vienen de la estación y se paran a tomar cerveza y perritos en los puestos que hay por la ciudad antes del partido.

Bremen – Puesto de perritos, estación de tren e hinchas

En el parque Wallanlagen se encuentra el famoso molino de Bremen, convertido en un café ¡Si parece que no salimos de Holanda!

Bremen – Parque Wallanlagen y Molino de Bremen

Volvemos al centro por la Sögerstrasse, o calle de los cerdos. Se llama así porque por aquí pasaban los pastores con los cerdos. Y para recordarlo, pusieron varias estatuas de cerdos y sus lechones. Esta calle está llena de artistas callejeros.

Bremen – Artista callejero, calle de los cerdos y mercado

En la plaza principal nos encontramos con mercado. Venden flores, frutas y verduras, y un montón de ¡setas!

Bremen – Plaza principal

Nos animamos a probar unos Bratwurst, o salchichas alemanas. Te las ponen con un poquito de pan y un poco de salsa. ¡Están deliciosas!

Bremen – Bratwurst

De vuelta, caminando por las calles adoquinadas de Bremen, nos encontramos un montón de esculturas y de vida por las calles ¡No te aburrirás de pasear por la ciudad!

Bremen

Pasarás desapercibido si vas de puesto en puesto callejero probando sus delicias!