Archivos por Etiqueta: viajar en furgoneta

Trondheim en un dia

Más al norte de Bergen está Trondheim, la tercera ciudad más grande de Noruega, y aún así, tiene sólo la mitad de habitantes que tiene Vigo. No tendrás problemas para ver el centro de Trondheim en un día. Esta fue una de nuestras paradas en nuestro viaje en furgoneta por Noruega.

Trondheim en un día

Su famosa catedral Nidaros, la antigua ciudad o su ambiente universitario es lo que nos llamó la atención. ¡Aquí te contamos lo que ver en Trondheim en un día!

Dónde aparcar gratis

Aparcamos a las afueras de la ciudad y llegamos en bici hasta el centro.

En Trondheim hay carriles bici por toda la ciudad - Noruega

En Trondheim hay carriles bici por toda la ciudad – Noruega

Centro de Trondheim

Empezamos a visitar la ciudad por el centro por la zona vieja, a la que se llega por el antiguo puente.

Trondheim - Puente Viejo

Trondheim – Puente Viejo

Cruzando el río Nidelva, conecta el centro de la ciudad con la ciudad antigua, donde se encuentra el famoso barrio de Bakklandet.

Trondheim - Barrio de Bakklandet desde el puente viejo

Trondheim – Barrio de Bakklandet desde el puente viejo

El barrio de Bakklandet es uno de los más famosos de la ciudad. Un lugar donde pararte a tomar algo o a leer un libro. Rodeado de las antiguas casas de madera de colores, con flores en las ventanas y las calles empedradas, así como con un ambiente muy hipster.

Trondheim - Barrio de Bakklandet

Trondheim – Barrio de Bakklandet

Catedral de Nidaros

Al lado encontramos la impresionante catedral de Nidaros, una construcción gótica que se ha proclamado como el principal templo cristiano de Noruega. Esta, se construyó sobre la tumbra del rey vikingo que llevó el cristianismo al país. Su nombre, Nidaros, era el antiguo nombre de la ciudad de Trondheim.

Trondheim - Catedral de Nidaros

Trondheim – Catedral de Nidaros

Es el centro de varias rutas de peregrinación en Noruega. También es famosa por aparecer en la portada de uno de los disco de black metal más influyentes, De Mysteriis Dom Sathanas.

Catedral de Nidaros

Trondheim – Catedral de Nidaros

Puerto

Después nos dirigimos hacia el puerto, atravesando la ciudad. Las calles son muy anchas, y apenas hay tráfico. Pasamos por el Trondheim Torg, un centro comercial situado en la plaza del cuadrado. Aquí se organizan muchos tipos de eventos.

Callejeando por Trondheim

Callejeando por Trondheim

Seguimos de camino hacia el puerto, y cruzamos la terminal de tren en un paso elevado.

Puerto de Trondheim

Puerto de Trondheim

En el antiguo amarre en Brattørkaia, se encuentra el museo el Rockheim, el museo nacional de música popular. El museo es muy interactivo y original. Empieza su recorrido desde los años 50 hasta la actualidad, donde hay cabida a bandas que no han conseguido contratos discográficos. Hay una sala para el black metal, donde se encuentran los textos que el cantante Dead escribió para el disco De Mysteriis Dom Sathanas, con la catedral Nidaros en la portada.

Museo el Rockheim

Museo el Rockheim

La modernidad de las construcciones del puerto contrastan con la ciudad vieja. Así como los edificios con formas peculiares llenos de cristaleras, edificios inspirados en cuadros de Mondrian.

Puerto de Trondheim

Puerto de Trondheim

Ya de vuelta, pasamos por la iglesia de nuestra señora, templo luterano de la edad media.

Trondheim - Iglesia de nuestra señora

Trondheim – Iglesia de nuestra señora

La impresionante catedral de Nidaros no te dejará indiferente. Así como la ciudad vieja, con aires vikingos, es uno de los lugares más bonitos para pasear.

Anécdotas de viaje en furgo (II) – ¿Y por qué a mí?

Las experiencias no se ganan a base de tranquilidad, se ganan a base de salir de la zona de confort y descubrir nuevas formas de hacer las cosas. Las anécdotas son parte de la experiencia, y lo que ayer fueron problemas, hoy son risas. Vamos allá con las anécdotas de viaje en furgo!!

Aquí te dejamos las anécdotas de viaje en furgo I por si aún no lo has leído.

Esos nos están mirando raro.

Mierda, mierda, mierda. ¡Arranca que vienen!

El día se está acabando. Buscamos en la aplicación furgoperfectos un lugar tranquilo dentro de nuestra ruta para pasar la noche en la furgo. Nos dirigimos a un pueblo muy pequeño, donde nos dan esta información:

Saint-Thomas-de-Conac en mapa

Saint-Thomas-de-Conac en mapa -Anécdotas de viaje en furgo

La descripción del lugar y las valoraciones no nos llaman mucho la atención, pero no parece haber otro sitio en kilómetros. Así que no hay otra alternativa, y vamos.

El punto nos lleva a la plaza del pueblo. Una plaza pequeña con casas bajas alrededor y una iglesia. Intuimos que será el núcleo del pueblo de 100 o 200 personas.

Ya era de noche y ya pasaban de las 22h. Aparcamos la furgo y abrimos atrás para ducharnos. Todo de forma tranquila y sin alboroto, en la plaza no había nadie.

Mientras Josune se ducha, veo un chico corpulento y sin camiseta echarse un eructo. Vale bien, tenemos al borracho del pueblo – pienso.

Aparece una chica y se quedan los dos mirándonos, y hasta perece que hablan de nosotros – le digo a Josune con un tono de broma.

Apago las luces de dentro de la furgo, y se van. No pasan ni 30 segundos y aparece del otro lado de la calle los dos chicos y un hombre mayor por la acera de enfrente y mirando para nosotros todo el tiempo. Se lo comento a Josune y me dice, ¿Qué dices, en serio? – un tanto escéptica.

Estos individuos se van a una esquina de la plaza donde hay un poste y un cuadro de luces, y de repente, ¡Se apagan las luces de la plaza!, ¡No se ve nada!, ¡Se hizo noche cerrada!

¡Que nos vienen a pegar! – Exclamo.

¡Rápido! Josune tira la cortina de la ducha, la manguera y todo para dentro de la furgo cierra las puertas de un golpe, y yo enciendo la furgo rápido, sin esperar a que caliente y salimos por patas de ese pueblo en medio de la nada.

Más de una hora estuvimos conduciendo después para alejarnos y encontrar otro sitio.

Primera llamada a la grúa

Necesitar una ducha después de ducharte

Seguimos por el sur de Francia, en pleno verano y mucho calor. Era media tarde y nos apetece una ducha bien fresquita en la furgo después de un día en la arena de la playa.

Encontramos un lugar discreto en una carretera secundaria y con arboleda. Ya lo que pasó después te lo resumimos muy fácil de forma gráfica.

Furgo encallada en la arena -Anécdotas de viaje en furgo

Furgo encallada en la arena -Anécdotas de viaje en furgo

Cuando nos íbamos patinan las ruedas y nos quedamos encallados. Que si poner piedras bajo las ruedas, las alfombrillas, que si girar el volante… Finalmente llamar al seguro de la furgo ha sido la mejor solución.

(GIF saliendo de la arena)

Llega engancha la furgo y nos la quita de la arena en menos de un minuto. Así de fácil, pero así de cara nos ha salido la ducha fresquita.

Noche en el hospital

Menos mal que teníamos seguro médico de viajes

Después de dejar la furgo en una zona de aparcamiento de tierra todo el día, llegamos a la noche y nos encontramos una nota en francés que nos deja desorientados. No sabíamos si se trataba de una multa o de un aviso, estaba como mal recortado. A casa no nos ha llegado nada, por lo que no sería muy importante.

Multa o aviso por estacionamiento

Multa o aviso por estacionamiento – Anécdotas de viaje

Pero el montante de esa noche fue como amaneció Josune, con vómitos cada dos por tres y un malestar que casi no se sostenía en pie. Busqué un hospital, o un ambulatorio, pero no aparecía como tal nada cerca. Así que llamada al seguro médico de viajes para pedir ayuda.

Estábamos por la costa lejos de cualquier gran urbe. El móvil no funcionaba muy bien, y tardé para saber donde estábamos. Mientras, Josune a lo suyo vomitando.

Después de un rato los del seguro nos encontraron un hospital, y allá vamos. Llegamos a media mañana y salimos en la madrugada del día siguiente.

Visita al hospital en Francia

Visita al hospital en Francia – Anécdotas de viaje

Nos ha salvado que una médica sabía inglés, porqué menudo show para entendernos a veces.

Os contaremos como funciona Europa y la sanidad, pero ya de antemano te aconsejamos que contrates un seguro médico para viajes. En Francia te librará de pagar la factura que te llegue a casa después de un tiempo.

Límite de altura

Nos gusta arriesgar aún sabiendo que vamos a perder

Somos así de intrépidos, o de inconscientes a veces. Nuestra furgo tiene 1,94 m de altura por lo que siempre estamos atentos a las vallas de restricción de altura. En muchas ocasiones en la aventura por Europa libramos el límite de 1,95 metros para que no pasen las ac’s y las gran volumen.

Eso sí, nuestras bicis sobresalen un palmo de la altura de la furgo y en ocasiones hemos sacado las bicis para pasar la valla.

Salvo esta vez, en la que nos cogió la noche y ya queríamos encontrar el sitio donde dormir. Y encontramos un parking de tierra con la única restricción 2 metros de altura para pasar.

Arriesgamos, y va todo bien hasta la parte de las bicis, que tocan con la valla. Todo parecía indicar que tendríamos que sacarlas para pasar. ¡Pero no! Porque si juntas que era de noche, más cansancio y pereza, es igual a mentes iluminadas. En vez de dar para atrás, pisamos el acelerador… porque a la fuerza todo entra – debimos pensar.

Al día siguiente para utilizar las bicis nos damos cuenta que una tenía la pestaña de las marchas rota… ¿Cómo se rompería?

Las bicis sobrepasan la atura de la furgo - Anécdotas de viaje en furgo

Las bicis sobrepasan la atura de la furgo – Anécdotas de viaje en furgo

Pasar de bici a monociclo

Cuando te parece demasiado fácil ir en bici y quieres experiencias nuevas, visita París

Genial el primer día por París en la bici, llegas a todas partes muy rápido. Y el segundo día también resulto bonito.

Nos encontramos con una amiga que vive en la capital francesa y vamos los tres sobre dos ruedas por la zona. Decidimos dejar las bicis para continuar un poco a pie por el parque de Buttes Chaumont. Esta amiga llevaba dos cadenas gordas para asegurar la bici, algo que nos sorprende porque nosotros llevábamos unos candados bastante endebles.

Dejamos encadenadas las tres bicis con – aparentemente – máxima seguridad. Dos cadenas enormes y nuestros candados típicos. Hasta ironizamos con el hecho.

Llegamos de nuevo a las bicis ya con el sol puesto, y de lejos hay algo raro. Nos acercamos más y esto es lo que nos han dejado.

Dos bicis y una rueda - Anécdotas de viaje en furgo

Dos bicis y una rueda – Anécdotas de viaje en furgo

Tocó volver con una rueda en la mano y con un sabor de boca un tanto amargo de esta ciudad.

El sistema camper francés

Menos mal que nos dimos cuenta antes de que pasase algo desagradable

En nuestra visita a París decidimos como de costumbre dejar la furgo a las afueras y visitar en bici la ciudad.

Una zona tranquila de día, pero un tanto extraño al anochecer. El primer día, al atardecer cuando ya íbamos a dormir, paran algunos coches cerca y al rato se van. Pero todos hacían más o menos lo mismo: paran cerca nuestra, bajan la ventanilla y se quedan mirando para nosotros. Raro nos parecía.

En nuestro segundo día por París, nos cuentan que donde aparcamos era zona de prostitución. Y justo volvemos de noche a la furgo porque nos quedamos sin bici, y confirmamos lo que nos habían dicho de la zona.

El parque de Boulogne por la noche se convierte casi en un prostíbulo, vale hasta ahí bien. Pero nos damos cuenta del porqué la noche anterior paraban coches a nuestro lado.

Resulta que también utilizan el mundo camper para sus negocios. Tenían una furgo gran volumen en plan habitación. Y seguro que pensaron la noche anterior que nosotros hacíamos también negocio…

Claramente para evitar cualquier malentendido o una mala experiencia esa noche cambiamos de lugar.

Y claro que nos lo tomarlo con humor, porqué es de la única forma de hacerlo.

Estamos seguros de que a ti también te ha pasado algo similar. Si tú también piensas que los problemas de ayer son las risas de hoy, ¡deja aquí tu comentario!

Dinamarca

Ruta en furgoneta por Dinamarca en 6 etapas visitando los lugares más destacados.

Suecia en furgoneta

En nuestro Roadtrip por Europa cruzamos Suecia en furgoneta para llegar a Noruega. Ha sido un poco tortuoso; furgo estropeada, un par de días parados sin furgo, no encontramos duchas, unas castañas tóxicas, sitios de paso…

También pasamos por la Laponia sueca a la vuelta, para recorrer Finlandia. Nos encontramos unos renos por el camino, un hotel iglú en el medio de un pequeño pueblo, una ciudad en el medio de la nieve. Los días ya se hacían más cortos y el sol no calentaba los suficiente. Es una sensación que sin duda merece la pena vivir.

Aunque nuestro paso por Suecia fue breve, ¡te contamos lo que más nos ha gustado y te dejamos unos tips para viajar en furgo!

Malmö

Entramos en Suecia desde Dinamarca casi de noche, a eso de las 18.30, cruzando el largo puente de Øresund. Después de todo el día visitando Copenhague, estábamos cansados y con ganas de una ducha.

Pensamos que no tendríamos problemas por encontrar una ducha, utilizando las aplicaciones de siempre, en este caso truckparkingeurope. Llegamos a Malmö, el tercer núcleo urbano mayor de Suecia, pero no encontramos ducha allí. Un sitio desértico y solitario donde las vías del tren.

Como nos apetecía un poco de naturaleza y los días se nos echan encima decidimos seguir hacia el norte.

Landskrona

Aparcamos aquí por la noche y al despertar, nos encontramos en un lugar precioso: frente del mar, con un pequeño muelle, muchos patos, rodeado de arboles, y con muchas setas alrededor. Era un lugar bastante cómodo; asadores con bancos al lado y baños públicos.

Suecia – Landskrona

Ese día decidimos descansar, y nos quedamos allí. Encontramos unas castañas con muy buena pinta y gorditas. Preparamos un fuego en un asador. ¡Resulta que sabían horribles! Se las echamos a los pájaros. Resultaron ser castañas de la india, que también son tóxicas.

Suecia – Landskrona

Pero que sensación tan bonita es estar sin preocupaciones, en el medio del muelle, mientras ves a los pájaros volar, y el sol calienta tu piel. El agua bajo el muelle es casi transparente. Al ser tan llano, las diferencias entre mareas se notan mucho. Además, puedes caminar kilómetros sin que el agua te pase de la cintura.

Suecia – Landskrona

Un lugareño nos recomienda visitar Molle. Esta zona de Suecia es muy llana, y Molle tiene una pequeña montaña.

Al día siguiente nos vamos a marchar y se nos estropea el ¡embrague de la furgo! Así que nos quedamos aquí otro día más, esperando por la grúa, y disfrutando de la naturaleza.

Suecia – Landskrona – Asando castañas, y nos llevan la furgo

Nos acercamos a visitar el pueblo en bici, que tiene una pequeña fortaleza.

Dinamarca – Landskrona

Helsingborg

Nos quedamos en esta bonita ciudad un par de días mientras nos arreglan la furgo. Una de las más antiguas de Suecia. Se puede llegar en barco desde Elsinor en Dinamarca, a tan solo 5 km.

Suecia – Helsingborg

El paseo marítimo, el ayuntamiento, la torre Kärnan (una antigua fortaleza medieval), o pasear por las calles del centro son una de las mejoras cosas que hacer en la ciudad.

Suecia – Helsingborg – Ayuntamiento y parque

Con una gran oferta en bares y restaurantes, nos sorprendió ver tantas mesas de terraceo con el frío que hace por aquí arriba.

Suecia – Helsingborg

Muchos espacios verdes. Como curiosidad, tienen wifi y hasta enchufes en los parques.

Suecia – Helsingborg – Cargador en el parque, contenedores de reciclaje y wifi

Nos extrañó ver tantísimos extrangeros, y nos cuentan que hay bastantes conflictos en el país, sobre todo en Estocolmo, debido a la acogida masiva de refugiados Sirios.

Al marchar hacemos una parada en Biltema para prepararnos para Noruega; un extintor (es obligatorio llevarlo), cadenas (obligatorias también para la región de Laponia a partir de Octubre), y una manta. Además, ¡tienen un montón de cosas curiosas para la camperlife! Bandejas para dejar los zapatos, neveras para cervezas, o pañales por si te meas en el trayecto y no da tiempo a parar. Además, tiene unos precios que son bastante asequibles.

Suecia – Helsingborg – Biltema

Lago Rådasjön

Cerca de Gotemburgo nos paramos un par de días en el Lago Rådasjön, un bonito lugar en medio de la naturaleza donde se ve mucha vida por el día.

Suecia – Lago Rådasjön

Las familias van a comer, hacen pequeñas hogueras, pasean, y ¡hasta vimos una pequeña concentración perruna!

Suecia – Lago Rådasjön

Sunsandvik

Nos quedamos a dormir a los pies de un fiordo, cerca de un pequeño embarcadero. Por el camino nos encontramos unas vacas muy graciosas. Y esta ¡es nuestra última parada antes de entrar en Noruega!

Suecia – Sunsandvik

Laponia Sueca

Ya a la vuelta cruzamos la Laponia sueca para ir desde Noruega a Finlandia. Nos encontramos un escenario completamente diferente. Kilómetros sin civilización, ciudades con grandes infraestructuras de trenes de carga en el medio de la nada, o ¡renos en el medio de la carretera!

Hicimos una parada para ver el Ice Hotel de Marknadsvägen. La verdad, con el frío que hace, no tendríamos muchas ganas de dormir aquí. Aunque la verdad que tiene que ser una experiencia. El pueblo era muy bonito, hasta tenía un lago congelado.

Laponia Sueca

Lo más bonito fue experimentar las pocas horas de sol que tiene el día. Además, el sol no llegaba muy alto, y no calentaba. Se aproxima el duro invierno, donde no llegan a ver la luz del día en unos meses. Eran las 15 de la tarde y ya estaba atardeciendo.

Suecia – Marknadsvägen

 

Suecia en Furgoneta

  • La moneda es la corona Sueca (SEK). 10 SEK casi equivalen a 1 € (2017).

    Suecia – Precios del combustible (2017)

  • En general, los precios están más baratos que en Dinamarca o Noruega. Algunos precios se pueden equiparar a los de Alemania, pero hay que exceptuar el alcohol, donde los impuestos son mucho más altos.
  • El diesel está casi al mismo precio que la gasolina. Una de las pocas cosas que encontramos más caras que en Dinamarca.
  • A los suecos les gusta mucho España. Dicen que es muy típico tener una casa allí para veranear. O para vivir cuando se jubilan, por las buenas temperaturas.
  • Para pernoctar Nos ha resultado muy sencillo con park4night.
  • Para las duchas: Aquí nos las hemos tenido que ingeniar, y también pasar frío con las duchas de agua fría! La aplicación de truckParkingEurope no ha resultado aquí.
  • El clima: Fuimos a finales de septiembre. Hacía frío, pero no algo exagerado. No nos llovió ningún día y vimos mucho sol. Eso sí, en la Laponia sueca, a finales de Octubre, las temperaturas no subieron de 0.

 

Experimentar las pocas horas de sol que tiene el día en el norte o las aguas tranquilas del Báltico en el sur, son elementos que suman para visitar Suecia en furgoneta

Dinamarca en furgoneta

Después de más de 2 meses viajando en furgo por Europa, ¡por fin entramos en los países Nórdicos por Dinamarca y en furgoneta! Donde bajan las temperaturas y suben los precios. Aquí se respira un ambiente diferente, sientes el silencio, la calma y la tranquilidad. Hay menos habitantes, que se caracterizan por su educación. También les gusta disfrutar del aire libre y la naturaleza. Y dicen también, que son los más felices.

¡Y te contamos los tips para viajar en furgo!

Para saber más sobre Dinamarca

Dinamarca, fue coronado en 2010 por el país menos corrupto y uno de los mejores para vivir. Uno de los países que forman Escandinavia, donde se habla también un idioma nórdico. Como uno de los países nórdicos, aparece en los puestos más arriba de los indicadores de educación, economía, competitividad, derechos civiles, calidad de vida y desarrollo humano. Además de ser uno de los países más seguros del mundo.

Dinamarca - vaca de las tierras altas y pan típico

Dinamarca – vaca de las tierras altas y pan típico

Las 3 islas más grandes son Jutlandia, Fionia y Selandia. Son sólo 3 de sus 407, aunque sólo 79 están habitadas.

Ruta de 6 días por Dinamarca en furgoneta

En nuestros 6 días en Dinamarca hemos estado en Jutlandia, Fiona y Selandia, y Møn. Hemos estado en fiordos, acantilados, y ciudades de cuentos de hadas. ¡Aquí te lo contamos todo!

El primer día en Dinamarca pasamos por Aabenraa para llevar a una chica que hacía autostop y nos quedamos a dormir en un sitio muy tranquilo cerca de Rømø, Møgeltønder. Aquí nos llovieron castañas por la noche, y al despertar teníamos unas bonitas vistas de un campo con cabras.

Møgeltønder - Dinamarca

Møgeltønder – Dinamarca

Isla de Rømø

Pasamos un día en esta bonita y simple isla. Caminamos un montón por su enorme playa y condujimos al lado de los pastos llenos de vacas ¡Te contamos qué puedes ver en la isla de Romo en un día!

Men by the Sea – Esbjerg

A unos 60 km de la isla de Romo está Esbjerg. Una ciudad bastante grande y llena de industria, sobre todo de metalurgia y química. De eso da la impresión cuando llegas, no es muy bonita.

Eso sí, merece la pena visitar a los gigantes de Esbjerg, 4 estatuas de 9 metros de alto de color blanca, de 4 hombres mirando el mar. Están en la playa de Sædding, y se pueden ver desde los barcos que entran y salen del puerto.

Men by the Sea - Esbjerg

Men by the Sea – Esbjerg

Odense

Visitamos Odense en un día, la capital de la isla de Fionia. Ciudad del escritor Hans Christian Andersen, creador de clásicos infantiles como «la princesa y el guisante» o «el patito feo». ¡Aquí te contamos lo que hacer en esta ciudad de cuento de hadas!

Puente del Gran Belt – Dinamarca en furgoneta

Para seguir nuestro roadtrip tenemos que cruzar a la isla de Selandia, y tenemos que pasar por el puente del Gran Belt. Une las islas de Fionia y Selandia. De casi 18 km de largo en sus dos extremos. El peaje es de 240 KDD (aprox. 32 €) y tardas 10 minutos en cruzarlo. Antes de su construcción en 1998 tardabas 1 hora en cruzar las islas en ferry.

Cuando cruzamos el puente estaba atardeciendo. Sólo veíamos agua alrededor, que, con el reflejo del cielo en el mar, tan tranquilo, parecía que íbamos flotando por el cielo. Casi como el mundo de arco iris del Mario Kart.

Puente del Gran Belt - Dinamarca

Puente del Gran Belt – Dinamarca

Acantilados de Møns Klint

Decidimos acercarnos a la isla de Møns para ver los preciosos acantilados de Møns Klint, a 2 horas y media de Odense.

Roskilde

Nos quedamos a dormir en el fiordo de Roskilde y al día siguiente visitamos la ciudad vikinga de Roskilde.

Fiordo de Roskilde - Dinamarca en furgoneta

Fiordo de Roskilde – Dinamarca

Copenhague

Nos perdemos un día en la capital de Dinamarca. ¡No te lo pierdas!

Puente de Øresund – Dinamarca en furgoneta

Nos despedimos de Dinamarca cruzando el puente de Øresund. De 16 km, con túnel incluido. Cuesta 390 DKK para los turismos (Unos 54 euros), y nos lleva directamente a Malmö, Suecia. ¿Qué nos deparará el país del Ikea?

Puente de Øresund

Puente de Øresund

Tranquilidad, calidad de vida y naturaleza. Eso es lo que nos ha trasmitido Dinamarca. Aunque no apta para todos los bolsillos.

Tips Dinamarca en Furgoneta

  • La moneda es la corona Danesa (KDD).
  • Los precios son mucho más elevados. Es uno de los 10 países con el IPC más alto, superando a países como Suecia. Junto con Noruega y Suiza, es de los más caros. Una barra de pan, por ejemplo, la hemos encontrado por 3,34 €. Como un café.
  • Sin embargo, el gasoil no es tan caro. El precio más barato del gasoil lo vimos a 8,19 (1,10 €).
  • Sobre el reciclaje: Impuesto sobre el plástico PET es de 3 KDD (aprox. 0,40 céntimos de euro por botella de 1,5 litros).
  • Los semáforos se ponen en ámbar antes de pasar a verde.
  • Encuentras áreas de ACs con agua gratuita. En muchos parques públicos también hay agua, y WC. Los WC están muy limpios, tienen papel, y ¡hasta jabón!
  • El país, en general, nos ha parecido muy tranquilo. Y muy seguro. Nos sentimos tan seguros que nos fuimos a ver la playa con las puertas abiertas de la furgo para ventilar.
  • No hay peajes en las carreteras, excepto para cruzar ciertas islas, como el puente del Gran Belt o el puente de Øresund.
  • ¿Quieres ver cuanto gastamos? ¡Aquí te contamos los gastos por los países nórdicos en furgoneta!