Archivos por Etiqueta: polonia

Polonia en furgo

Indiscutiblemente marcada por la segunda guerra mundial, comida sorprendente y variada, ciudades llamativas y bonitos bosques. Así nos ha parecido cuando visitamos Polonia en furgo, en una visita express, donde sólo hemos estado 3 días, ¡pero los hemos aprovechado muy bien!

Bosque de Polonia

Nos ha dado tiempo a visitar las ciudades principales, Varsovia y Cracovia, a ponernos las botas con sus deliciosa y barata cocina, y se nos han puesto los pelos de punta al visitar Auschwitz, el mayor centro de exterminio durante el nazismo.

Después de recorrer los países bálticos, aquí suben un poco las temperaturas, y cambiamos el euro por el Złoty.

Bosque de Polonia y nidos en los árboles

Tips para recorrer Polonia en furgo

  • La conducción es muy lenta. Hay muucho tráfico por la carretera, y son un poco temerarios (Adelantan por donde sea).
  • ¡El diésel es muy barato! Nos favorece el cambio del euro al Złoty.
  • Nos ha costado encontrar sitios donde ducharnos, pero encontramos.
  • Nos costaba entendernos con la gente en algunos sitios (¡Fue la primera vez en todo el viaje!)
  • No hemos tenido ningún problema con los lugares de pernocta, ni para aparcar.

Cracovia en un día

Cracovia, la antigua capital de Polonia, es uno de los lugares que más turistas atrae en Polonia. ¡Y no no extraña! Ha sido capital Europea de la cultura, y es uno de los centros artísticos y culturales más importantes del país. ¡Te contamos lo que ver en Cracovia en un día!

La atraviesa el río Vístula, el río más largo que desemboca en el mar báltico. Las ciudades que están al lado del mar o cerca de un río tienen un encanto más especial.

Montículo Kościuszko

Nos quedamos a dormir aquí al lado, así que pasamos a visitar el montículo, homenaje al general Tadeusz Kosciuszko. Convertido en héroe nacional, por dirigir el levantamiento contra las fuerzas Prusianas a finales del siglo XVIII, y luchar contra los británicos en la Guerra de Independencia de los Estados Unidos.

Cracovia – Montículo y pernocta

De camino al centro de la ciudad, nos encontramos con que el día anterior hubo un concierto de Gogol Borgello, y estaban jugando en el jardín a las cruzadas.

Cracovia – Cartel de Gogol Bordello y juegos de espadas en el parque

Museo nacional

Nos acercamos al museo nacional atraídos por una exposición temporal con reliquias de la segunda guerra mundial.

Cracovia – Museo Nacional

Plaza del mercado

La plaza medieval más grande de toda Europa y una visita obligada. En el corazón de la ciudad encontrarás varios monumentos. Hay mucha vida, muchos turistas haciéndose fotos, bares y restaurantes, tours, palomas, carruajes de caballos, y también puestos de flores y artesanías.

Cracovia – Eros Spętany en la plaza del mercado

Basílica de Santa María

Iglesia de estilo gótico, que fue declarada basílica en 1970. Tiene un característico color rojo del ladrillo.

Torre del antiguo ayuntamiento

Es lo único que quedó del antiguo ayuntamiento. Esta torre de 75 metros albergaba las mazmorras en su sótano, donde se torturaban a los capturados en la guerra.

Cracovia – Torre del antiguo ayuntamiento y Basílica de Santa María

Lonja de paños

En el medio de la plaza, este edificio renacentista es uno de los más reconocibles de la ciudad. Era un centro de comercio donde se realizaban los trueques durante el período de transición de la edad media.

Cracovia – Lonja de paños

Eros Spętany

Escultura del polaco Igor Mitoraj, es una de las principales atracciones de la plaza. Complicado hacerse una foto en solitario!

Al lado, una vitrina para hacer donaciones.

Puerta de Florian

La puerta de Florian es la única puerta que se conserva de las antiguas murallas de la ciudad.

Cracovia – Puerta de Florian

La barbacana

Atravesando la puerta de Florian encontrarás la Barbacana, que defendía las murallas de la ciudad en la edad media.

Cracovia – La Barbacana

Teatro Juliusz Słowacki

Al lado de la Barbacana se encuentra el espectacular edificio barroco del teatro, rodeado de un parque. En el exterior, se estaba realizando una exposición de fotografías de la época del holocausto.

Cracovia – Teatro Juliusz Słowacki

Colina de Wawel

Caminando un poco más llegamos hasta la Colina de Wawel, no sin disfrutar de la ciudad por el camino.

Callejeando por Cracovia

Aquí se encuentra el castillo y la catedral de Wawel. Hay unas preciosas vistas al río Vistula, y se encuentra también la gruta donde vivió el dragón de Wawel. Cuentan las leyendas que el dragón se comía a los ciudadanos y nadie podía acabar con él, hasta que un zapatero rellenó un cordero con azufre que el dragón se comió. Le dio tanta sed, que se bebió toda el agua del río Vístula y después explotó.

Vistas al río Vistula desde la colina de Wawel – Varsovia

La catedral de Wawel es uno de los edificios religiosos más importantes de la ciudad. Un santuario nacional donde se han coronado los monarcas Polacos.

Catedral de Wawel – Cracovia

El palacio real de Wawel

Construido en el siglo XIV, consta de 3 estancias situadas alrededor de un patio central, que se puede visitar de forma gratuita. Utilizado ahora como museo, uno de los más importantes de la ciudad.

Cracovia – El palacio real de Wawel

Szalone widelce

Nos recomiendan este típico restaurante para comer, al lado de la Barbacana, con comida típica polaca. ¡Nos ponemos las botas! La comida está deliciosa. Eso si, no es barato (Para ser polaco).

Comida típica – Cracovia

Varsovia en un dia

Llegamos a Polonia después de visitar los países Bálticos. ¡Era nuestra primera parada en el país! Teníamos que ver la capital en sólo un día, puesto que nos quedábamos sin días, hacía bastante frío y los días se estaban haciendo más cortos. ¡Aquí te contamos los must de Varsovia en un día!

Nos acercamos a cenar por la noche y volvemos a la furgo para dormir en las afueras. Aparcamos a unos 20 minutos caminando del centro de la ciudad.

Varsovia – Pernocta a las afueras

Barbakan

La mayor atracción turística de la ciudad, esta fortaleza semicircular es una de las pocas reliquias que se mantienen en Varsovia. Separa la ciudad nueva y la ciudad antigua.

Varsovia – Barbakan

Reconstruido tras la II Guerra mundial. Es una maravilla pasear alrededor, con un entorno muy cuidado.

Varsovia – Barbakan

Plaza del mercado

La plaza más antigua del centro, muy animada. Aquí encontraréis sitios donde tomar algo, gofres, dulces típicos, o algo de beber.

Varsovia – Degustando dulces

Aquí se encuentra la estatua de la sirenita, con escudo y una espada.

Varsovia – Plaza del Mercado – La Sirenita

Catedral de San Juan de Varsovia

Al lado de la plaza del mercado está la catedral. Una de las iglesias más antiguas de la ciudad, donde se encuentra la archidiócesis de Varsovia.

Catedral de San Juan de Varsovia

Plaza del castillo Real

En esta gran plaza se encuentra el castillo real y la Columna de Segismundo III, uno de los símbolos de la capital.

Varsovia – Murallas y Plaza del castillo Real

Sociedad Científica de Varsovia

Una sociedad de amigos de la ciencia para fomentar tanto las ciencias como las artes.
Cerca está la galería nacional de arte.

Sociedad Científica de Varsovia

Tumba del soldado desconocido

Un homenaje a todos los soldados que sacrificaron su vida por Polonia, situado en los Jardines Sajones.

Varsovia – Tumba del soldado desconocido

Jardines Sajones

Uno de los parques más grandes de Varsovia. Con estanques, estatuas y fuentes. Muy cuidado.

Varsovia – Jardines Sajones

Gran teatro de Varsovia

Este teatro cuenta con uno de los escenarios más grandes de todo el mundo.

Gran teatro de Varsovia

Monumento al alzamiento de Varsovia

Monumento dedicado a los combatientes que perdieron la vida en el alzamiento de Varsovia en 1944, situado en la plaza Krasiński.

Monumento al alzamiento de Varsovia

Milks Bar

Los bares de leche son antiguos bares soviéticos donde se puede comer comida tradicional a un precio muy barato.

Estos bares alimentaban a la población que tenía dificultades para comer con menús contundentes, que muchos tenían su base en productos lácteos.

Funcionan como un autoservicio, de igual forma que antaño. Nosotros fuimos a Bar Pod Barbakanem, en el centro.

Varsovia – Milk Bar

La decoración es de la época. Tienen sólo una carta en inglés. Primero haces el pedido en caja, pagas, y después vas a recoger la comida con tu bandeja.

Varsovia – Milk Bar – Pierogi

Ya de vuelta, no dejamos de disfrutar de los coloridos edificios de la ciudad o de las zonas verdes.

Varsovia – Callejeando

Seguimos por la orilla del río Vístula, donde dejamos la furgo, a unos 20 minutos del centro.

Varsovia – Paseando por la orilla del río Vístula

Campo de concentración de Auschwitz-Birkenau

Nos recomendaron la visita al campo de concentración de Auschwitz-Birkenau, que te deja con un sabor agridulce, pero “El pueblo que no conoce su historia, está condenado a repetirla“.

Situado en Oświęcim, a 50 km de Cracovia, fue el mayor centro de exterminio del holocausto entre 1940 y 1945.

Compuesto por varios campos de trabajo, el primero de ellos Auschwitz I, después fue Auschwitz II-Birkenau. Existen otros campos satélites, pero únicamente las visitas guiadas recorren estos dos.

Entre estos años murieron más de un millón de personas, la mayoría judíos. Entre los supervivientes se encuentra el fundador de la logoterapia, Viktor Frankl, que escribió “El hombre en busca de un sentido”. Una lectura muy recomendable. Escenario también de libros como “El niño con el pijama de rayas“, de John Boyne.

Auschwitz I – Entrada y pabellones

Cómo llegar

Nosotros llegamos desde Cracovia en furgo, pero hay varios tours desde la ciudad que te llevan y te traen. Nosotros aparcamos en la entrada de Auschwitz I, donde comienza el tour.

Entradas

El campo se puede visitar de manera gratuita. Pero es cierto que merece la pena una visita guiada. Existen visitas hasta en español, y te dejan unos auriculares para escuchar bien durante todo el recorrido, ya que al mismo tiempo se están realizando varios tours en otros idiomas y hay mucha gente. Las entradas se pueden comprar en la web oficial.

Según nos explicaron allí, no es necesario registrarse para las visitas gratuitas, ya que reservan una cantidad específica para el mismo día, presentándote allí.

Nosotros no nos arriesgamos y esta vez pagamos la entrada de la visita guiada, saltándonos el presupuesto, en esta ocasión, de nuestro viaje low cost.

Auschwitz I – Plaza donde ahorcaban a los que intentaban huir y pabellones

Visita

Se tarda aproximadamente unas 3 horas en visitar los dos campos.

Nos tocó un día de lluvia. En la visita se recorren los pabellones, donde se guardan desde manuscritos con los nombres de los prisioneros, fotos, y también sus pertenencias, que les eran arrebatadas cuando llegaban. Desde maletas, utensilios de cocina, zapatos, hasta el pelo, que les cortaban cuando llegaba. Te cuentan cómo era la vida allí, su día a día, las pésimas condiciones en las que vivían.

Auschwitz I – Maletas y utensilios de cocina

El final de la visita de Auschwitz I pasa por la visita a la cámara de gas, la única que no fue destruida por los nazis. Aquí asesinaban a los prisioneros con gas Zyklon-B.

Auschwitz I – Cámara de gas y pabellones

Después hay que coger los coches (Los que van a en autobús los llevan), para visitar Auschwitz II-Birkenau, a unos 3 km de Auschwitz I.

Con el objetivo de albergar a muchos más prisioneros, y con más cámaras de gas para poder realizar un exterminio aún mayor se construyo Auschwitz II. No pudimos realizar una visita muy exhausta debido a las condiciones meteorológicas.

Auschwitz II – Auschwitz I

“A un hombre le pueden robar todo, menos una cosa, la última de las libertades del ser humano, la elección de su propia actitud ante cualquier tipo de circunstancias, la elección del propio camino.” (Frankl, 1946)

No te pierdas nuestras novedades: